ALGÚN DÍA NUESTRO PRÍNCIPE VOLVERÁ

Lo máximo con lo mínimo
Ernst Lubitsch

.

Ninguno de nosotros creía que lo que hacíamos fuera más que una efímera forma de entretenimiento. Sólo Ernst Lubitsch sabía que estábamos haciendo arte.
John Ford

.

Jamás ví a una sola persona que no se alegrara de la compañía de Lubitsch
Samson Raphaelson

.

 

Jean Luc Godard

.

Lo que no se puede comprar es el encanto y la malicia. ¡Ah, el encanto malicioso de Lubitsch! Eso es lo que hacía de él verdaderamente un  Príncipe
François Truffaut

.

.

ALGÚN DÍA NUESTRO PRÍNCIPE VOLVERÁ
.

AÑORANDO LAS SÍNTESIS DE LUBITSCH.

HUÉRFANOS DE SU MARAVILLOSO SENTIDO ELÍPTICO.

DE  LA ELIPSIS NO COMO SIMPLE HERRAMIENTA DE PASO DE TIEMPO,

SINO DE SU CAPACIDAD CREATIVA Y EXPRESIVA.

NOSTALGIA DEL TITAN DEL CINE INDIRECTO.

DE UN ESTILO A CONTRACORRIENTE QUE PREFIRIÓ

SUGERIR A EVIDENCIAR,

DE UN PRINCIPE QUE PROCLAMÓ:

EL CINE ES LO QUE NO SE VE…

.

.

.

Sobre HEAVEN CAN WAIT
comedia hecha por Lubitsch
en su cincuenta y un año camino del Cielo.

.

.

Cuando Henry Van Cleve (Don Ameche) cumple 45 años, Lubitsch cuenta esa circunstancia con sólo dos planos detalle de las manos del personaje:

.

1)   leyendo un telegrama en el que le recomiendan una revisión médica

.

2)   abriendo un regalo de cumpleaños, que consiste en una corbata.

.

Con un sencillo corte de montaje vemos otro plano detalle casi similar en el que se repite la acción: otra corbata como regalo de cumpleaños, ahora 46

.

Y, con brillante ironía, vuelve a repetir prácticamente el plano y la acción dos veces más de modo consecutivo para los cumpleaños 47…

.

…y 48.

.

Es realmente increíble la sencillez mediante la cual Lubitsch consigue una complejísima síntesis.

Sue medios: el atrezzo (las corbatas) y el montaje en repetición de los planos detalle.

Sus resultados:

1)  Construir el tono cómico de la secuencia.

2)  Expresar la fugacidad del tiempo: uno de los motivos temáticos de la película.

3)  Narrar la monotonía de la vida de Henry Van Cleve a partir de cierta edad. Es decir,  no sólo cuenta el paso del tiempo, sino ¡¡cómo es ese tiempo para el personaje, cómo lo vive:  siempre igual, siempre lo mismo!!… Elipsis creativa: una de las especialidades de Lubitsch.

4)  Transmitir al espectador el escaso entusiasmo que despierta en los demás, es decir, en los seres cercanos que son los que le hacen los regalos, y por lo tanto definir las relaciones que tienen con él.

¡¡¡Y AÚN HAY QUIEN PREGUNTA POR QUÉ LUBITSCH ES UN PRÍNCIPE!!!

 

 

© Post by Luis Aller con la colaboración de María José García

¿Quieres aprender Cine?

¿Quieres hacer Cine?

Ven a…

Bande à Part. Escuela de Cine.
C/ París, 143. Local.
08036 Barcelona
Teléfono: +34 93 444 76 78
Fax: +34 93 419 13 89
E-mail: info@bandeapart.org
www.bandeapart.org

 

Compartir

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , ,

Leave a Reply